Guía para el Uso Clínico de Transfusiones de Glóbulos Rojos

Las transfusiones de glóbulos rojos no debe ser dictada solo por un nivel de hemoglobina, sino que debe basarse en los riesgos del paciente en desarrollar complicaciones por oxigenación insuficiente. La transfusión de glóbulos rojos raramente está indicada cuando la concentración de hemoglobina es mayor de 10 g/dl y casi siempre se indica cuando tiene menos de 6 g/dl.